Cirrosis Hepática

Sábado 2 oct 2010

El hígado, es esencial para mantener funcionamiento adecuado del organismo. Elimina o neutraliza venenos de la sangre, produce agentes inmunitarios para controlar las infecciones y elimina gérmenes y bacterias de la sangre. Fabrica proteínas, produce bilis…

En la cirrosis del hígado, el tejido normal y sano es reemplazado por un tejido cicatrizal que bloquea el flujo de sangre a través del órgano e impide que trabaje como debería.

La cirrosis tiene muchas causas pero, entre las más comunes están el alcoholismo y la hepatitis C.

En un principio, la enfermedad puede no presentar síntomas pero, a medida que el tejido cicatrizal reemplaza las células sanas, la función del hígado comienza a fallar y en la persona puede empezar a aparecer:

– Fatiga y agotamiento

– Naúseas

– Falta de apetito

– Pérdida de peso

– Debilidad generalizada

– Dolor abdominal

– Angioma de Araña, que son vasos sanguíneos que, en forma de araña, se desarrollan en la piel

(3) comentarios

3 comentarios

Deja un comentario

- Condiciones legales Luna Media Publicidad

Dietas en © Dietaslandia.